Buscar
Generic filters
Escucha la noticia completa.

Reciclaje con R de Responsabilidad

Tiempo de lectura: 3 minutos

Índice de Contenido
Comparte
Historias

Entradas destacadas...

¿Sin tiempo para leer? Escucha la noticia completa.
publicidad movistar 1

El reciclaje es un proceso cuyo objetivo es convertir desechos en nuevos productos o en materia para su posterior reutilización.

Gracias a éste, se previene el desuso de materiales potencialmente útiles, se reduce el consumo de nueva materia prima, se disminuye el uso de energía, la contaminación del aire (a través de la incineración) y del agua (a través de los vertederos), así como también emisiones de gases de efecto invernadero.

En las empresas se promueve, por lo general, el reciclaje desde el área de sustentabilidad y los programas de RSE para minimizar el impacto y contribuir al cuidado del ambiente. Las propuestas de reciclaje son muy variadas.

El modelo económico lineal de “tomar, hacer, desechar” requiere disponer de grandes cantidades de energía, de otros recursos a bajo costo y de fácil acceso, está llegando al límite de su capacidad física.

La economía circular se proyecta como una alternativa atractiva y viable que ya han empezado a explorar distintas empresas. Desde el 2010, la Fundación Ellen MacArthur es una de las promotoras de esta buena práctica.

La economía circular es reparadora y regenerativa, y a través de ese método se pretende conseguir que los productos, componentes y recursos en general mantengan su utilidad y valor, en todo momento. Este concepto distingue entre ciclos técnicos y biológicos.

Tal como la imaginan sus creadores, la economía consiste en un ciclo continuo de desarrollo positivo que conserva y mejora el capital natural, optimiza el uso de los recursos y minimiza los riesgos del sistema al gestionar una cantidad finita de existencias y unos flujos renovables. Además, funciona de forma eficaz en todo tipo de escala.

Tuve el placer de conocer, de su propio autor Gunter Pauli, el concepto de «economía azul» que parte de una premisa sencilla:

Servirse del conocimiento acumulado durante millones de años por la naturaleza para alcanzar cada vez mayores niveles de eficacia, respetando el medio y creando riqueza, y traducir esa lógica del ecosistema al mundo empresarial.

Reciclaje con R de Responsabilidad 1

Pauli sugiere estimulantes posibilidades: desde aplicar el diseño bicolor de la piel de las cebras o la estructura de los termiteros a la arquitectura bioclimática, a teléfonos móviles que se recargan sin batería, gracias a la diferencia de temperatura entre el aparato y el cuerpo humano, pasando por la reutilización de los desechos mineros o agrícolas.

Presentado como informe para el Club de Roma, La Economía Azul expone cien iniciativas empresariales innovadoras que pueden generar cien millones de empleos en los próximos diez años: innovaciones reales, científicamente contrastadas y económicamente viables, algunas llevadas ya a la práctica, que señalan una vía alternativa hacia un mundo mejor.

Debemos promover constantemente las buenas prácticas y ciertos pasos básicos para disminuir la producción de residuos y contribuir con ello a la protección y conservación del medio ambiente.

Un  desafío constante y un compromiso concreto donde las empresas además de aplicar la regla de las “3R”: Reducir, Reutilizar y Reciclar deberán agregar una R más: Responsabilidad.

Más artículos similares los puedes seguir leyendo en nuestro inicio, Somos Impacto Positivo.

publicidad
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0

Comparte

Deja una respuesta

Artículos relacionados...

Más para explorar...

Lo más destacado Noticias Positivas