Buscar
Generic filters
Escucha la noticia completa.

No estás sola: la violencia intrafamiliar es asunto de todos.

Tiempo de lectura: 5 minutos

Índice de Contenido
Comparte
Historias

Entradas destacadas...

¿Sin tiempo para leer? Escucha la noticia completa.
La violencia intrafamiliar es cualquier tipo de abuso de poder de parte de un miembro de la familia sobre otro, ésta puede ser de tipo físico, psicológico, sexual o patrimonial.

Si bien el hogar siempre ha sido considerado un espacio privado e íntimo, la violencia intrafamiliar es un tema de interés público.

 violencia-intrafamliar-estar-segura

El llamado a romper el silencio y vivir en plenitud y libertad es una necesidad urgente en nuestro actual contexto, en el que el hogar es el espacio en donde trabajamos, estudiamos, permanecemos de manera permanente como medida de protección ante la actual pandemia;el llamado para el Estado y la sociedad en general es quedarnos en casa, pero seguras. 

Nuestra cotidianidad se ha visto trastocada ante las medidas de cuarentena, debido a que no hay una ruptura de la dinámica familiar, nadie entra y sale del domicilio para trabajar, sino que todos los miembros permanecemos en un estado de confinamiento permanente, lo que aunado a las presiones económicas ha dado por resultado un aumento de las situaciones de violencia en el hogar. 

Si bien el hogar siempre ha sido considerado un espacio privado e íntimo, la violencia intrafamiliar es un tema de interés público, en el que el Estado, la sociedad, las empresas, las escuelas, la comunidad, las organizaciones no gubernamentales, tú y yo debemos intervenir a fin de frenar el flagelo que viven hoy en día una gran de cantidad de mujeres, niños y niñas. 

Si atraviesas esta situación o quieres contar con orientación sobre cómo apoyar a alguna persona que enfrenta esta problemática, esta información será de tu interés. 

¿Qué es la violencia intrafamiliar? 

La violencia intrafamiliar es cualquier tipo de abuso de poder de parte de un miembro de la familia sobre otro, ésta puede ser de tipo físico, psicológico, sexual o patrimonial. La violencia de la que mayoritariamente son víctimas muchas mujeres, niños y niñas en sus hogares, tiende a ser una realidad crónica, cíclica y difícil de revertir; que suele darse en la privacidad del domicilio, donde no hay testigos que puedan brindar apoyo a la víctima. 

¿Por qué a muchas mujeres se les dificulta salir de una dinámica de violencia? 

La violencia es un ciclo, que consta de diferentes fases; la primer fase es la acumulación de la tensión, en ésta se presenta abuso emocional, control y aislamiento de la víctima, se da un incremento de la ansiedad y hostilidad; el ofensor hace creer a la víctima que le necesita y que es su culpa toda la situación. Posteriormente se desarrolla la segunda fase que es el incidente de agresión agudo, en donde explota la agresión física o sexual, generalmente la víctima busca ayuda e interpone una denuncia en la instancia legal. 

violencia intrafamiliar

Pero lamentablemente, existe una tercer fase de “Luna de miel”, en donde el agresor se muestra arrepentido, promete no hacerlo de nuevo, se responsabiliza por su conducta, tiende a buscar ayuda profesional o religiosa lo que genera en la víctima las esperanzas de un cambio y por lo tanto suele darse una reconciliación y calma temporal. 

Un aspecto de riesgo, es que este ciclo se puede repetir cientos de veces y conforme pasa el tiempo, la fase de reconciliación y calma tienden a desaparecer, generando un entorno de violencia permanente que constantemente acaba con la vida de la víctima y secuelas familiares como niños y niñas con secuelas en el desarrollo social, emocional y cognitivo. 

En Panamá la cantidad de denuncias por violencia intrafamiliar en los dos primeros meses del año 2020, según Estadísticas del Ministerio Público fue un total de 3083 denuncias, además las situaciones de maltrato de niños, niñas y adolescentes fueron un total de 475 denuncias. 

En lo anterior, queda plasmado que esta es una problemática crítica que afecta a una cantidad importante de personas en el territorio nacional; ya que a éste número de personas se le debe sumar las muchas otras víctimas que viven en dicha situación en silencio. 

Si prestamos atención a la gran cantidad de personas que han acudido en los dos primeros meses del año a presentar una denuncia por violencia intrafamiliar en Panamá, surge la preocupación de cuál será su situación hoy en día; ya que se debe destacar que el actual panorama de emergencia y sus particularidades como las presiones económicas y sociales, la incertidumbre laboral y el miedo ante lo incierto del futuro inmediato, da por resultado un estremecedor aumento en la gravedad e intensidad de las situaciones de violencia de género, que ya se hace manifiesto en los casos de feminicidios de las últimas semanas. 

En la actualidad acciones como llamar a pedir auxilio, se encuentra limitado en muchos hogares, ya que el control del agresor hacia la víctima en la intimidad del hogar limita la posibilidad de éstas de solicitar algún tipo de apoyo. 

Recomendaciones para las persona víctimas de violencia 

Un aspecto de vital importancia es que quienes son víctimas de violencia, logren identificar que están ante una situación de riesgo; esto permitirá tomar decisiones en el momento oportuno, buscar orientación, idear un plan de emergencia y alejarse del riesgo en caso de ser necesario. 

Respecto al Plan de Emergencias, algunos aspectos claves que deben ser tomados en consideración por quienes son víctimas de una situación de violencia intrafamiliar son: 

  • Ante una situación de riesgo se debe siempre de tratar de salir del domicilio en busca de ayuda, si bien se tienen medidas de cuarentena o toque de queda lo más importante es la integridad y vida de las víctimas. 
  • Si no es posible salir, identificar algún lugar seguro en el domicilio en el cual pueda resguardarse y pedir ayuda al 911 o las diferentes líneas de atención. 
  • No aislarse, buscar una persona de confianza a la que pueda comentarle la situación de vulnerabilidad en la que se encuentra. 
  • Memorizar los números de atención institucional y de alguna persona de confianza que le pueda asistir en una situación de riesgo. 
  • Organizar en un maletín los documentos personales de importancia de ella y sus dependientes, por si debe salir del domicilio de manera temporal y urgente. 
  • Identificar el riesgo: no bajar la guardia, examinar de manera crítica la situación. 
violencia intrafamiliar - cuidarse

Es importante destacar que la legislación protege a toda mujer que se encuentre en dicha situación más allá de su estatus migratoria, por lo que ante una situación de peligro, la víctima no debe tener temor de asistir en busca de protección independientemente de la condición migratoria; para ello el Estado cuenta con diversas alternativas las cuales son: 

  • Sistema único de emergencias: 911 
  • Policía Nacional: 104 
  • INAMU, 506-0509/ 500-6172. Panamá 
  • Centro de Atención Ciudadana: 104. 
  • Centro de Orientación y Atención Integral (COAI) 500-6170/69/68
  • Departamento de Asesoría Legal Gratuita para Víctimas de Délito- Organo Judicial: 212- 7445 / 212-7500 

Recomendaciones de acción si no eres la víctima 

Si no soy la víctima, debo recordar que es un deber y responsabilidad de todos el ayudar y prevenir la violencia en la sociedad; para ello es necesario: 

  • Nunca aceptar que la violencia es justificada. 
  • Apoyar a la víctima cuando pide ayuda. 
  • Comunicarse con la policía, si somos testigos de violencia. 
  • Abogar por las víctimas en la escuela, el trabajo, la iglesia y la comunidad. 
  • Entender que es un ciclo, por lo que una persona puede pedir nuestra ayuda y luego arrepentirse y regresar con el agresor, si esto sucede es necesario seguir vigilante, apoyar y siempre estar disponible para cuando nuevamente la víctima decida retomar el proceso. 

Finalmente, una estrategia súper importante para erradicar la violencia, es la educación desde nuestros hogares, desde la crianza de nuestros hijos e hijas podemos colaborar a un mundo mejor, para eso es necesario: 

  • Si has formado un hogar, educar en igualdad y equidad. 
  • Fomentar la comunicación respetuosa entre los miembros de la familia, que tus hijos siempre tengan claridad de que en caso de emergencia pueden contar con su familia. 
  • Dar un buen ejemplo de amor, respeto, tolerancia, empatía y respeto en el hogar. 
violencia-intrafamiliar-apoyo

¡Rompe el silencio, no estás sola!

+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0

Comparte

Deja una respuesta

Artículos relacionados...

Más para explorar...

Lo más destacado Noticias Positivas